Bichón maltés - Residencia Canina Del Xiquet

DEL XIQUET
Vaya al Contenido
Apariencia
  • Pesan entre 3 y 4 kilogramos. Tienen un cuerpo compacto y una altura para el macho es de 21–25 cm, y para la hembra es de 20–23 cm. La línea Americana, bajo los que se encuentran los llamados Maltés Toy, son más pequeños, pesando entre 1,2 y 2,8 kilogramos.
  • Tienen un pelaje largo y sedoso de color blanco puro o marfil, en el que se permiten algunas manchas menores y muy ligeras de color amarillo o castaño muy claro. Es muy fino, suave y sedoso, de un largo considerable (casi alcanza el suelo), sin rulos pero tendente a anudarse, cuelga a los lados desde una raya que va desde la trufa al nacimiento de la cola. No tienen manto interno.
  • Poseen cabeza de tamaño mediana con frente pequeña, cráneo redondo. La nariz es negra. y sus ojos grandes, ovalados, de color marrón oscuro con párpados negros, atentos y muy oscuros. Su hocico es medianamente largo, fino, se va estrechando hasta llegar a la nariz. Las orejas son largas, caídas y peludas, de implante bajo, colgando muy cerca de la cabeza, como apoyándose, en la parte del hocico se le queda marrón de mayor.
  • Tienen las patas cortas y rectas. Su cola es elegante y está cubierta de abundante pelo, y se presenta curvada sobre su dorso.

 Temperamento
El maltés es recomendable como animal de compañía, ya que son adecuadamente socializados y educados, pero suelen ser vivaces, inteligentes, cariñosos y amigables, con la eterna apariencia de pequeños cachorros. Es un perro protector de la casa, lo que permite utilizarlo como perro alarma, —al igual que el Chihuahua o el Yorkshire terrier—. Estos pequeños perros se adaptan a los hogares donde hay niños mayores y adolescentes. No presentan problemas con los niños, siempre y cuando, al perro se le respete y se le eduque. Es recomendable darle algo con lo que entretenerse, como un hueso de goma o juguetes en general. De los cuales son muy aficionados.
Al ser pequeños no precisan de mucho ejercicio por lo que un paseo diario será suficiente para cubrir sus necesidades, esto los hace buenos candidatos para personas mayores. Llevarlos a caminar serviría también para hacerlos sociables —un aspecto importante en la educación canina—. Se debe entrenar para que sea obediente y, como la mayoría de los perros, responderá mejor ante un adiestramiento con reforzamiento positivo estable y constante. Esta raza de perro puede ayudar con la caninoterapia y también podrían ayudar a fomentar el sentido de la responsabilidad y orden en los niños si se les pone a cargo de su cuidado básico —como cepillarlo, sacarlo a pasear y cuidar que tenga agua fresca. Es preferible que la alimentación corra a cargo de un adulto—. Con una adecuada socialización se evitará que sean perros nerviosos o que se muestren inquietos con otros perros o mascotas.
Se les puede entrenar para que hagan piruetas o mantenerse sobre sus patas traseras durante varios minutos. Su naturaleza juguetona los hará responder bien a este tipo de entrenamiento. Aunque se adaptan perfectamente a vivir en apartamentos por su pequeño tamaño y carácter doméstico, les encanta pasear al aire libre. Al ser una raza delicada, sobre todo cuando son cachorros, requieren cuidados extras.
Es aconsejable alimentarlos con un pienso de buena calidad o con BARF, y aunque, como a todos lo perros, les gusta mucho la comida humana, pero no se recomienda dárselas, ya que los perros carecen de algunas enzimas necesarias para poder catalizar determinadas sustancias presentes en las comidas procesadas, como el chocolate. A veces pueden padecer alergias. En los ejemplares adultos hay que mantener bajo vigilancia las porciones de alimento para evitar el sobrepeso.
A nivel de inteligencia el Maltés ocupó el lugar 59 dentro de la clasificación de Stanley Coren acerca de la inteligencia de los perros.
https://es.wikipedia.org/wiki/Bich%C3%B3n_malt%C3%A9s
Regreso al contenido